Siempre lo diré, me encantan las bodas al aire libre. La luz natural del día, la naturaleza presente, los espacios abiertos… son cosas que le dan un aspecto muy especial a las fotos.